Las posturas

del cuerpo humano

¿Cuál es una postura “normal”?

El comité de Posturas de la Academia Estadounidense de Cirugia Ortopédica dice que la postura estándar es:

”El alineamiento esquelético con una disposición de las partes del cuerpo, en un estado que protege las estructuras de apoyo, contra lesiones o deformidades progresivas."
“La Postura es la composición de las posiciones de todas las articulaciones del cuerpo en todo momento dado.”

- Kendal H. (1898-1979). Músculos pruebas y funciones.
MARIANO FOTOS-142.jpg

En el libro Hábitos posturales no hablamos
de posturas buenas o malas, correctas o incorrectas,
sino aquellas que nos benefician o de las que no.

¿Cómo se forman los Hábitos Posturales?

Los hábitos posturales se van formando desde la niñez, de manera gradual y profunda, por medio de la repetición y son internalizados subconscientemente como normales, formando una representación mental.

“El sistema nervioso central aprende por medio de la repetición, dentro de una función”
- Berta y Karel Bobath. Fundadores del Concepto Bobath

La postura está influenciada a través de receptores que se encuentran en los músculos, en los tendones, en las articulaciones y en el oído interno (laberíntico) x medio de un sistema llamado “reflejo” o involuntario. Pero nuestra herencia, la cultura, las experiencias, los sentimientos, los pensamientos y las emociones son los elementos que contribuyen de manera notable en formación de las mismas. Por lo general, las personas nos ponemos de pie y nos movemos de acuerdo a cómo nos sentimos y viceversa.

¿Qué otros factores influyen en la postura?

“La postura y el movimiento manifiestan claramente los impulsos psicológicos internos o su ausencia.”
“El lenguaje corporal, inscrito en la postura de cada persona, nos indica la actitud hacia ellos mismos,
sus compañeros y el ambiente.”

- Cailliet, R. Síndrome Doloroso

La tensión mental se asocia a la tensión muscular. 

Uno de los métodos de relajación muscular más conocidos es el propuesto en la década de 1920 por Edmund Jacobson. Este médico sostenía que la ansiedad y la tensión de los músculos estaban vinculadas. Por eso ayudaba a sus pacientes para que pudieran relajar sus músculos de manera voluntaria y así disminuir síntomas vinculados a la ansiedad, el insomnio y otros trastornos.

Los ejercicios de relajación muscular, por lo tanto, no sólo permiten incrementar el bienestar físico, sino que también ayudan a minimizar la ansiedad y a reducir el estrés.

Feldenkrais postuló que los problemas emocionales repetidos determinan que los niños adopten actitudes (posturas) que le proporcionen seguridad, también hace una analogía con los animales, demostrando que, cuando estos se atemorizan, reaccionan con la contracción violenta de todos los músculos flexores y una inhibición de los extensores, como medida de preparación para caminar o correr. La actitud de un niño con estrés emocional es la de “enroscarse hacia adentro”, reasumiendo la postura fetal, una contracción de los músculos flexores y una inhibición de los extensores, al igual que en los animales.
“Una buena postura
refleja la actitud correcta de la mente”


Morihei Ueshiba (1883-1969) Fundador de Aikido, Frase del libro El arte de La Paz

¿Puede ser modificada una postura o actitud postural?

Sí. Puede ser más difícil en la edad adulta, sobre todo, cuando va acompañada de deformidades óseas. Sin embargo, siempre hay posibilidades de mejorar nuestro funcionamiento y rendimiento, es importante, por eso, promover la necesidad del cuidado postural desde temprana edad, para prevenir enfermedades y, a su vez, desarrollar un funcionamiento óptimo del cuerpo.

“La actitud postural puede ser modificada en función de lograr un comportamiento psicológico

que le permita una mayor confianza en sí mismo, una equilibrada apertura al mundo y disponibilidad a la acción.”

“La reeducación es más cualitativa que cuantitativa. El ejercicio debe ser perfectamente percibido y analizado por el ejecutante, en un desarrollo natural, es decir, sin tensiones voluntarias exageradas. Tras esta fase perceptiva llegará la fase de automatización.”

“El hacer músculos es fácil y tentador, pero enderezar una actitud o una deformación es, con frecuencia, largo, difícil e ingrato. Por tanto, podríamos no apresurarnos tanto a desarrollar volumen muscular, sin antes dedicarnos a desarrollar la flexibilización de las articulaciones, que permitan una amplitud normal a la contracción muscular. Y es necesario, sobre todo, el reeducar los reflejos posturales, tanto estáticos como dinámicos, ya que son los influjos motores nacidos de esos reflejos los que utilizarán la potencia muscular puesta a disposición. De nada sirve desarrollar una fuerza muscular que no sea utilizada o lo sea mal, en las actitudes y gestos de la vida corriente.

La musculación en sí, no posee virtud alguna reeducativa; adquiere una verdadera significación en el momento en que se integra en una educación sistemática de los mecanismos posturales.”

 

- Consentino, R. 1985 Raquis

Semiología Consideraciones Clínicas y Terapéuticas.

Más recomendaciones sobre emociones, posturas y lesiones : 
Bioneuroemoción. Enric Corbera